¿Cómo elegir un buen desinfectante?

¿Cómo elegir un buen desinfectante?
Investigación VeterinariaLeave a Comment on ¿Cómo elegir un buen desinfectante?

¿Cómo elegir un buen desinfectante?

Elegir el mejor producto desinfectante para tu negocio no tiene por qué ser complicado. En esta nota encontraras todo lo que necesitas saber al momento de comparar uno o más desinfectantes y puedas tomar una decisión informada.

Entendamos qué son, para qué los utilizamos y qué propiedades debemos evaluar antes de tomar una decisión tan importante sobre la salud de tus animales, personal y negocio aquí.

Principios básicos

¿Qué es un desinfectante?

Según la CDC podemos definir a un desinfectante como:

«Un agente químico utilizado en objetos inanimados para destruir prácticamente todos los microorganismos patógenos reconocidos, pero no necesariamente todas las formas microbianas»

Centros para el Control y la prevención de enfermedades

¿Qué es la desinfección?

La desinfección un medida diseñada para eliminar, destruir y controlar a los agentes patógenos en objetos, superficies y ambientes potencialmente contaminados con el fin de disminuir el riesgo de infección en las personas o animales.

Niveles de desinfección

Según el sistema de clasificación de Spaulding existen 3 niveles:

  • Desinfección de alto nivel: proceso de desinfección que inactiva bacterias vegetativas, micobacterias, hongos y virus, pero no necesariamente números altos de esporas bacterianas. La FDA define además a un desinfectante de alto nivel como un esterilizante que se usa en las mismas condiciones de contacto, excepto durante un tiempo de contacto más breve.
  • Desinfección de nivel intermedio:  proceso de desinfección que inactiva bacterias vegetativas, la mayoría de hongos, micobacterias y la mayoría de los virus (particularmente los virus con envoltura), pero no las esporas bacterianas.
  • Desinfección de bajo nivel: proceso que inactivará la mayoría de las bacterias vegetativas, algunos hongos y algunos virus, pero con el que no se puede garantizar la inactivación de microorganismos resistentes (por ejemplo, micobacterias o esporas bacterianas).

Personal involucrado

Todo el personal debe contar con nociones las básicas de bioseguridad, limpieza y desinfección pero en particular las personas encargadas de la limpieza y desinfección deben tener sus objetivos claros así como un plan de trabajo coordinado y estructurado que les permita ejecutar sus tareas sin poner en riesgo al resto del personal, animales, instalaciones, equipos, medio ambiente ni a ellos mismos.

Verificación del proceso

Siempre se debe de evaluar objetivamente los resultados de los procesos de desinfección y estar preparados para corregirlos cuando esto sea necesario.

Para esto podemos basarnos en los principios del sistema HACCP:

  • Identificar
  • Evaluar
  • Controlar
  • Corregir

Así pues, debemos estar siempre atentos a identificar nuevos peligros, en qué momento es mejor combatirlos, evaluar nuestros procesos y corregirlos o adaptarlos de acuerdo a cada situación.

¿Qué hay que considerar antes de elegir un desinfectante?

Lo primero que debemos hacer es identificar las indicaciones de uso, entre ellas:

  • Volumen de la solución por unidad de área.
  • Tiempo de exposición.
  • Métodos de desinfección aprobados.
  • Requerimientos de limpieza previa a la aplicación.

El volumen de la solución por unidad de área es importante ya que este determina la cantidad de desinfectante a utilizar, es decir: la concentración del producto necesaria para desinfectar el área o material elegido. Recuerden: El desinfectante tiene que llegar a toda la superficie, esto incluye grietas, depresiones o relieves de la zona u objeto a desinfectar.

El tiempo de exposición determina cuanto tiempo requiere el agente desinfectante para ejercer su función y ningún agente desinfectante tiene acción inmediata. Lo ideal sería que el agente permanezca en la superficie de 24 a 48 horas, pero en la realidad el mínimo que se exige es de 3 a 4 horas.

Los métodos de desinfección son muy variados y dependientes de en qué se piensa aplicar el producto. Las soluciones desinfectantes se pueden aplicar en pediluvios, rodoluvios, pulverización, aspersión, inmersión o fumigación.

Limpieza previa, este es probablemente el más importante ya que la mayoría de desinfectantes no actúa bien en presencia de materia orgánica, por lo que una limpieza mecánica es de suma importancia.

¿Qué propiedades buscamos al elegir un desinfectante?

Algunas de las propiedades más importantes a la hora de elegir un desinfectante son que:

  • No tengan un olor fuerte ni que permanezca en el ambiente posterior a su uso.
  • No sean corrosivos.
  • No sean irritantes y no tener una fuerte toxicidad posterior su aplicación.
  • No sean fácilmente alterados por la temperatura ambiental.
  • Se mezcle rápidamente con el agua, independientemente de su dureza.
  • Su presentación sea fácil de trasladar y manipular.
  • Tenga una alta potencia y rápida acción, incluso en áreas contaminadas.

Hay que tener en cuenta que ningún agente desinfectante cumple todas estas consideraciones y la elección del mismo requiere que se prioricen y se tome en cuenta el tipo de superficie a limpiar, el tipo de aplicación mecánica como frotado y saber a qué tipo de microorganismo se está enfrentando.

También es importante asegurarnos que sean productos aceptados y legales en su país, además que sean fáciles de rastrear en caso el producto tenga defectos, este caduco o se quiera determinar si fue producido o importado de la manera correcta.

¿Estos criterios los puedo usar en cualquier tipo de crianza?

Si bien todos estos criterios son aplicables y necesarios para lograr un buen sistema de bioseguridad en cualquier tipo de crianza animal, el riesgo de exposición y consecuencias en caso de una brecha de bioseguridad determinan la rigurosidad y nivel de desinfección requerido.

Mientras más susceptible sea la especie a patógenos mayores son los niveles desinfección que requerirá su crianza. Además, en sistemas de producción con altas densidades, como lo son las crianzas de cerdos y aves las consecuencias de introducción de un patógeno pueden ser catastróficas por no aplicar correctamente la desinfección.

¿Qué desinfectante elegir para la producción avícola?

En un principio se van a ver los mismos requisitos que para cualquier otro tipo de producción, como son que no sean corrosivos ni tóxicos, que sean inocuos, que tenga una buena potencia frente a materia orgánica y que llegue con facilidad a cualquier tipo de superficie. Pero para producción avícola se busca aún más requisitos como:

  • Eficacia contra la mayor cantidad de agentes.
  • Acción rápida o inmediata.
  • Estabilidad en aguas duras.
  • Biodegradabilidad
  • Compatibilidad con jabones o detergentes.
  • Versatilidad.

Al momento de emplear el desinfectante debemos asegurarnos que se emplee de manera correcta. De lo contrario, no se alcanzara la meta puesta para la desinfección. Esto no significa que se deba ampliar la dosis del producto ya que esto realmente seria mal gastar más desinfectante sin sentido alguno y podría poner en riesgo la salud del personal encargado de aplicarlo.

Para determinar la eficacia del producto se tiene que ver cómo reacciona frente a diferentes agentes como bacterias, virus, hongos, parásitos, etc. en diferentes circunstancias como temperatura ambiental baja o alta, aguas duras, contaminación de materia orgánica.

  • Compuestos como el amonio cuaternario funcionan contra bacterias y hongos, sin embargo tienen dificultades funcionando frente a materia orgánica.
  • Compuestos clorados, yodados, alcoholes y fenoles tienen mayor cobertura contra bacterias, bacterias acido alcohol resistentes, hongos y virus pero los compuestos clorados se desactivan frente a materia orgánica y aguas duras mientras que los compuestos fenólicos y los alcoholes no sufren de inactivación frente a aguas duras ni materia orgánica.
  • Los aldehídos tienen una cobertura incluso mayor contra bacterias, bacterias acido alcohol resistentes, hongos, virus y esporas y no se inactivan frente a aguas duras ni materia orgánica.

Recordemos también que el ambiente puede alterar la eficacia de los productos por factores como temperatura, aguas duras, ambiente con exceso de materia organica, etc. por lo que siempre es bueno seguir las instrucciones del fabricante antes de usarlo en una determinada situación.

La versatilidad también es importante ya que permite que se aplique el desinfectante en diferentes momentos y áreas de la producción, además que permite que se aplique de diferentes formas, ya sea pulverización, aspersión, etc. También es importante la combinación de los principios activos con excipientes como tensioactivos, quelante, mojantes, etc. que mejoran su acción y efectividad.

Si el producto en cuestión se puede aplicar como espuma es mejor ya que la espuma aumenta la adherencia, el tiempo de contacto con la superficie y su seguridad ya que no genera aerosoles.

¿ Qué desinfectante elegir para la crianza de cerdos?

La crianza de cerdos va a compartir mucho de los niveles de bioseguridad con la producción avícola, pero igual presenta algunas diferencias.

El desinfectante ideal para la producción porcina debe de ser:

  • Soluble en agua.
  • De amplio espectro.
  • Activo en presencia de materia orgánica.
  • No toxico ni corrosivo.
  • Con acción residual.
  • Penetrante y compatible con diversos materiales.
  • No dañino para el ambiente

Como se puede ver varios son recurrentes como que se mantenga activo frente a materia orgánica, que sea compatible con diversos materiales, no toxico ni corrosivo y que tenga un amplio espectro.

Algo muy importante para elegir un desinfectante en la producción de cerdos es ver si este se inactiva por la materia orgánica o por la temperatura. Dado que para este tipo de producción se hace un control de temperatura riguroso se requiere que los desinfectantes en líquido puedan aguantar temperaturas de hasta 40°C y en superficies de 20°C.

La aplicación puede ser variada según lo que se piense desinfectar, si son suelos, equipos, ambientes, galpones, etc. Una de las más recomendadas en mediante espuma ya que como se mencionó antes aumenta el tiempo de contacto, la seguridad a los operarios y la adherencia, otros métodos son por aerosoles, fumigación, termonebulización (que genera una niebla desinfectante), e incluso fuego controlado para esterilizar las zonas. Pero algo que no se debe de hacer en crianza de cerdos es la pulverización como método de desinfección. En cualquiera sea el caso se va a dejar descansar el galpón una semana y se deben retirar mecánicamente los residuos del desinfectante de los comederos y bebederos.

¿Puedo aplicar estas recomendaciones a las clínicas veterinarias?

Sí, pero pero no podemos descuidar que gran parte del éxito de las medidas reside sobre las personas y su adherencia al protocolo, es decir:

  • Limpieza e higiene del personal.
  • Limpieza de cualquier material orgánico.
  • Desinfectar las áreas destinadas.

Recomendamos definir qué áreas van a pasar por un proceso de desinfección especifico, entre ellas podemos considerar:

  • Recepción de pacientes
  • Consultorios
  • Jaulas
  • Zona ambulatoria o de hospitalización
  • Zonas prequirúrgicas y de quirófano.

La zona de recepción y los consultorios serán desinfectados con productos clorados después de cada consulta y la recepción inmediatamente si se recibe algún paciente sospechoso o con alguna enfermedad infecciosa.

Las jaulas se tendrán que desinfectar y limpiar entre paciente y paciente, además de remover el desinfectante posterior a que haya cumplido su función para evitar que este tenga contacto con los pacientes.

El ambiente ambulatorio o de hospitalización son zonas críticas y dependiendo a frente que agente nos enfrentamos que se usa, para ectoparásitos siempre se tiene alcohol a la mano, y como cualquier otra área se debe limpiar previamente para remover cualquier tipo de materia orgánica, luego se procede a desinfectar.

El quirófano pasa por un proceso similar al del ambiente anterior, pasando por una limpieza previa a la desinfección después haber hecho uso del área, mientras el suelo y las mesas pasan por una desinfección por pulverización que concluye con una desinfección mecánica, el material quirúrgico y médico no pasa por esta desinfección sino que lo usual es por inmersión en soluciones anti bacterial y anti fúngica.

¿Qué desinfectante elegir para una clínica veterinaria?

Para una clínica veterinaria se debe buscar un desinfectante seguro, de rápida acción, que se pueda usar con versatilidad sobre diferentes superficies y no tenga acción corrosiva.

Bibliografía:

  • https://www.asav.es/wp-content/uploads/2016/05/ROTACION-DESINFECTANTES.pdf
  • https://www.fao.org/3/y1579s/y1579s03.htm#bm3.2
  • https://razasporcinas.com/desinfeccion-y-limpieza-efectiva-en-las-granjas-de-cerdos/
  • https://www.cdc.gov/oralhealth/spanish/IPC-glossary-sp.html
mejores productos shop
Somos una compañía peruana dedicada al desarrollo y exportación de productos para uso veterinario. Con más de 26 años en el mercado y a través de un desarrollo técnico y creativo, hemos logrado posicionar nuestros medicamentos veterinarios en el mercado peruano y en muchos otros países de Latinoamérica, Asia y África, así como en algunos países europeos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back To Top